Cantabria contará con su propia Ley de Memoria Histórica

El consejero de Cultura anuncia la elaboración de un texto similar al que está redactando Andalucía: «No podemos seguir indiferentes», ha dicho

El Diario Montañés | Santander | 15-4-2016

Cantabria contará con su propia ley de Memoria Histórica, una normativa que «pretende adecuar los principios de la Ley estatal de Memoria Histórica a la realidad regional». Navarra fue pionera con la redacción de esta ley en 2013, a la que le siguió Andalucía y que en Canarias está en fase de redacción. Ahora, se suma Cantabria porque, según ha dicho el consejero de Cultura Ramón Ruiz la región, sus instituciones y su sociedad «no pueden seguir indiferentes a la memoria de los miles de cántabros que dieron su vida por la democracia y la libertad, ni puede seguir desamparando los derechos de sus descendientes». Sin marcarse plazos concretos, el consejero ha aventurado como plazo de puesta en marcha de la ley en el ecuador de la presente Legislatura.

Para la elaboración del anteproyecto de ley el Ejecutivo buscará «el máximo consenso político, así como la colaboración activa de las distintas asociaciones memorialistas y familiares de las víctimas del franquismo».

Sobre los plazos para la elaboración del proyecto de ley, el consejero ha dicho que sería deseable darle la máxima celeridad a esta iniciativa, “sobre todo para dotar de un instrumento operativo y seguro a las muchas iniciativas dispersas que se vienen registrando en este ámbito en Cantabria”. El propósito es que entre en vigor «cuanto antes», una vez cumplidos los trámites de participación ciudadana, «imprescindibles en este caso», además de los trámites parlamentarios pertinentes.

Los principios de verdad, justicia, reparación a las víctimas y garantías de no repetición, éste último especialmente a través de la educación y la cultura, serán inspiradores del texto legislativo de Cantabria, como lo serán también la ley estatal y las declaraciones del Comité de Derechos Humanos de la ONU.

Paralelamente a la elaboración de esta ley, la Consejería de Cultura seguirá atendiendo las peticiones de los colectivos memorialistas, de modo especial los que se refieren a iniciativas culturales y educativas. En este sentido, Ramón Ruiz ha avanzado que en fechas próximas se ubicará unaplaca en la Biblioteca Central y el Archivo Histórico como Sitio de la Memoria. Dicha placa servirá para «rendir homenaje a las miles de víctimas del franquismo en Cantabria, muchas de las cuales sufrieron prisión precisamente en este edificio destinado hoy a la cultura». A este respecto, se está a la espera de autorización por parte del Patrimonio Nacional, al ser un inmueble declarado Bien de Interés Cultural (BIC) y propiedad del Estado.

http://www.eldiariomontanes.es/cantabria/201604/14/cantabria-contara-propia-memoria-20160414135048.html