EL AYUNTAMIENTO DE PEÑAFLOR (IZQUIERDA UNIDA) MANTIENE EL SILENCIO A LA SOLICITUD DE DESMANTELAMIENTO DE LA «CRUZ DE LOS CAIDOS».

EL AYUNTAMIENTO DE PEÑAFLOR (IZQUIERDA UNIDA) NO DA SEÑALES DE VIDA A LA SOLICITUD DE DESMANTELAMIENTO DE LA CRUZ DE LOS CAIDOS DE LA LOCALIDAD.
 
Han pasado DIEZ DIAS desde la presentación de la solicitud y aún no se tienen noticias, en ningún sentido, del Ayuntamiento.
____________________________________________________________________________________________________________________________
nota enviada el pasado día 26 de enero tras presentar el escrito en el Ayuntamiento, via correo electrónico y por el Registrro de la Diputación.
____________________________________________________________________________________________________________________________
SE SOLICITA AL AYUNTAMIENTO DE PEÑAFLOR (SEVILLA) EL DESMANTELAMIENTO DE LA CRUZ DE LOS CAIDOS.
 
El grupo de Trabajo “Recuperando la Memoria de la Historia Social de Andalucía” (RMHSA_CGT.A) se dirige al Alcalde de Peñaflor (Izquierda Unida) solicitándole el desmantelamiento de la cruz de los caídos existente en la localidad, a pocos metros del Ayuntamiento, en la Plaza de España.
Esta solicitud es continuación a las presentada con anterioridad y con resultados diferentes, tanto en Córdoba capital, como en Aguilar de la Frontera de Córdoba (Izquierda Unida). Próximamente se presentará una solicitud similar al alcalde de Aroche en Huelva (PSOE).
 
En el escrito se le expone que “como Ud. debe de saber, el 15/03/2017 el Parlamento de Andalucía voto a favor de la Ley de la Memoria Democrática de Andalucía cuando un gobierno de coalición PSOE e IUCA-PODEMOS gobernaba y la Dirección General estaba bajo la responsabilidad de un grupo de persona de Izquierda Unida: https://www.juntadeandalucia.es/boja/2017/63/1
 
Se continua informando al Regidor de que <<La Ley establece en su artículo 32 que “la exhibición pública de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones, como el callejero, inscripciones y otros elementos adosados a edificios públicos o situados en la vía pública, realizados en conmemoración, exaltación o enaltecimiento individual o colectivo del golpe militar de 1936 y del franquismo, de sus dirigentes o de las organizaciones que sustentaron al régimen dictatorial, se considera contraria a la Memoria Democrática de Andalucía y a la dignidad de las víctimas”>>.
 
Se añade en el escrito que <<Desde luego no se puede argumentar que no ha existido tiempo material para desmontar todo tipo de elementos de enaltecimiento del golpe militar y de la posterior dictadura ya sea si partimos de la fecha de la muerte del dictador (1975), de las primeras elecciones parlamentarias (1977), de las elecciones municipales (1979) e incluso de la Ley de memoria Histórica de 12/2007.
 
Pero la Ley de la Memoria andaluza, además, ordena que las administraciones públicas de Andalucía (entre ellas se encuentran, evidentemente, los Ayuntamientos), en el ejercicio de sus competencias, “adoptarán las medidas necesarias para proceder a la retirada o eliminación de los elementos contrarios a la Memoria Democrática de Andalucía, sin perjuicio de las actuaciones que las víctimas, sus familiares o las entidades memorialistas puedan llevar a cabo en defensa de su derecho al honor y la dignidad”.
 
Y aún concreta más, cuando dice “los elementos contrarios a la Memoria Democrática estén colocados en edificios de carácter privado con proyección a un espacio o uso público, las personas propietarias de los mismos deberán retirarlos o eliminarlos” y cuando los elementos estén colocados en edificios de carácter público, las instituciones o personas jurídicas titulares de los mismos serán responsables de su retirada o eliminación>>.
 
Cruces de los caídos
 
Una de esas referencias del golpismo y la dictadura franquista, quizás la principal, son las que se denominaron “cruces de los caídos”. Desde fechas muy tempranas fueron ocupando espacios principales de las ciudades españolas. De la más populosa y conocida a la más pequeña y perdida. Ante ellas se celebraron actos conmemorativos de recuerdo y exaltación de los muertos del bando golpista. Tanto de los asesinados en zona gubernamental como de los soldados muertos durante la campaña bélica.
 
Se trata de elementos discriminatorios y revanchistas que proclamaban y remachaban la victoria de quienes se sublevaron mediante las armas el verano de 1936 contra el régimen constitucional de ese momento. Así, mientras se reducía al anonimato, se mantenía la desaparición física y administrativa de cientos de miles de personas, los del bando golpistas eran publicitadas de forma permanente.
 
Una expresión más de que la paz no había comenzado sino la victoria. Sin embargo, todavía hoy, continúan adornando y ocupando el espacio público en muchos lugares de nuestro país. A veces con la excusa de su “descontextualización” una vez que se le han retirado algunos de sus elementos más hirientes simbólicos o blanqueándolos con textos generalistas e inclusos ridículos como por ejemplo “a todas las víctimas de las guerras de España”.
 
Hay que reconocer, y así lo hemos hecho en múltiples ocasiones, que, fundamentalmente, desde las primeras elecciones municipales de 1979, pero sobre todo a partir de 2007 el número de placas, cruces, calles, etc e incluso nombramientos medallas y honores a los que ejecutaron el golpe de estado y cimentaron la posterior dictadura que permaneció cuarenta años causando miles de muertos…(asesinados) y cientos de represaliados, les han sido retirados aunque lamentablemente aún quedan muchas cruces, azulejos, calles y reconocimientos oficiales como ocurre en la localidad que Ud. preside, donde UNA CRUZ DE LOS CAIDOS y un AZULEJO incumplen completamente la Ley de Memoria Democrática de Andalucía.
 
La solicitud de desmantelamiento se concreta en la <<inmediata retirada tanto de la cruz de los caídos como del azulejo, situados ambos elementos, en la vía pública (Plaza de España) de ese municipio>>.
 
Sevilla 25 enero 2021
Cecilio Gordillo. Coordinador.