Revisión de las fosas exhumadas en Andalucía sobre evidencias contrastadas. Cuantificación y distribución por sexos

REVISIÓN DE LAS FOSAS EXHUMADAS EN ANDALUCÍA SOBRE EVIDENCIAS CONTRASTADAS. CUANTIFICACIÓN Y DISTRIBUCIÓN POR SEXOS.

Juan Manuel Guijo, Andrés Fernández, Jesús Román y Elena Vera

TLN | Sevilla | 22-8-2018

En la sección materiales hemos incluido un documento de, pensamos, excepcional interés. El estudio y análisis de un buen número de intervenciones realizadas por algunos de los más importantes técnicos que las han llevado a cabo.

Como ellos mismo dicen, se trata de abordar «la cuantificación de las víctimas de la represión franquista exhumadas por provincias, citando asociaciones, técnicos e instituciones que han apoyado las intervenciones. Se incluyen referencias al tipo de investigación efectuada: investigaciones previas, tareas de archivo, prospección, localización y exhumación o análisis genético. Asimismo se incluye el dato de la existencia de informes, algo que no podemos conocer en todos los casos, si bien en los últimos años se está acometiendo por la Dirección General la difusión de los mismos, algo necesario para las familias. Incluimos solo las evidencias contrastadas y entendemos por ello:

1) Estudios e informes realizados e inclusión en ellos de pruebas contundentes de violencia. Conocemos datos de intervenciones en Alfarnate, Lucena y Benamahoma (salvo la primera fase ya estudiada) donde se está en proceso de investigación y por ello no se incluyen algo más de una veintena de sujetos más.

2) Características especiales del contexto que las diferencian de las inhumaciones ritualizadas. En cualquier caso, las inhumaciones colectivas en contextos fuera del cementerio pueden tener un carácter probatorio de primer orden, una vez que se confirma su cronología. En los cementerios deben tenerse en cuenta las grandes epidemias que azotaron a Andalucía en el siglo XIX y principios del XX en la posible conformación de contextos colectivos.

3) Existencia de episodios de violencia (incluyendo los efectos en el hueso) y de evidencias balísticas como premisa esencial para incluir o descartar restos de cementerios, ya sea depósitos primarios o secundarios. A mayor cantidad de restos sin pruebas asociadas de este tipo resultará más improbable su adscripción a depósitos de personas asesinadas. En algún caso se ha llegado a documentar restos islámicos medievales. Rogamos disculpas por las ausencias o errores, pero reconocemos que existen olvidos premeditados para no incluir en estas estadísticas aquellas investigaciones que prescinden de identificar las pruebas, incluyendo un registro gráfico minucioso de las mismas.