“La represión franquista en la costa granadina”, por Juan Hidalgo Cámara

La obra recoge 20 años de investigación del autor

“La represión franquista en la costa granadina”, por Juan Hidalgo Cámara

IndeGranada – Sábado, 30 de julio de 2022

El doctor de Historia Contemporánea Juan Hidalgo Cámara es el autor de “La represión franquista en la costa granadina”, en el que recoge los resultados de veinte años de investigación. Te informamos del impresionante trabajo, una referencia para historiadores, memorialistas e investigadores que el autor dedica a todas y todos aquellos represaliados.

Extracto de la portada de ‘ “La represión franquista en la costa granadina. Historia, relatos y censos’, de Juan Hidalgo Cámara.

En marzo de este año salió a la luz pública el libro “La represión franquista en la costa granadina”. Historia, relatos y censos. El autor es el doctor en Historia Contemporánea Juan Hidalgo Cámara, que ya ha escrito varios libros y artículos sobre la represión durante la guerra y la época franquista tanto en Granada como en Almería. Mención especial merece a su primer libro sobre este tema, titulado: “Represión y muerte en la provincia de Granada (1936-1950)”. Otro digno de mencionar “600 mujeres. La represión franquista de la mujer almeriense (1939-45)” (formato digital). También es autor varios artículos en la revista Péndulo de Baza, destacando “José Becerril Madueño, la lucha por enseñar” y Caniles durante la Guerra Civil  Española (1936-1939) La lucha por la libertad y la defensa de la República.

El artículo que sigue, con imágenes de documentos y la de algunos de los represaliados, es una aportación del autor, para dar a conocer una obra que es una referencia.

Este libro está dedicado a los represaliados de la comarca motrileña, para establecer el número de ellos, desde la caída de este municipio, 10 de febrero de 1937, hasta los años 50, incluyendo a todos los que fueron condenados a muerte y fusilados, como también el resto de condenas, así como los que fueron absueltos o sobreseídos, que la mayoría pisaron las prisiones de toda España, y también los muertos en campos de concentración nazis. También dedica espacios a los guerrilleros, sobre todo en las sierras de la Almijara, Tejeda y Alhama.

Este trabajo es “el empeño personal de descubrir el verdadero horror de la represión franquista” de Juan Hidalgo Cámara, que después de más veinte años de investigaciones ha dado este resultado

Este trabajo es “el empeño personal de descubrir el verdadero horror de la represión franquista” de Juan Hidalgo Cámara, que después de más veinte años de investigaciones ha dado este resultado. El principal apoyo de la investigación ha sido el Archivo del Juzgado Togado Militar nº 23[1] que, en principio, estaba situado en Granada y Almería, para quedarse solo en Almería, por ser el lugar donde se establece definitivamente el citado Juzgado. Otras fuentes son debidas al Juzgado Togado Territorial (JUTOTER) número 34, radicado en Cataluña, donde aparecen un gran número de condenados de esta comarca, así como del resto de la provincia granadina.

Fundamentalmente es un censo de la represión en la costa granadina, excepto Albuñol que podrá ser objeto de otra publicación, porque es otro partido judicial. Son todos los municipios y localidades de la comarca de Motril, Almuñécar, Salobreña, Los Guájares, Vélez Benaudalla, Lújar, Motril, Carchuna, Calahonda, Torrenueva, Otívar, Molvízar, Lobres, Ítrabo, La Gorgoracha, La Garnatilla, Tablones, Gualchos, Castell de Ferro, Varadero, Lentegí, La Velilla, El Rescate, Lagos, La Herradura, y numerosos cortijos.

También se incluyen a personas de otros municipios y provincias venidas con la Desbandá de Málaga-Almería, algunos liberados en Carchuna, de origen asturiano, que se encuentran en los procedimientos de esta zona. Con respecto a los guerrilleros de las sierras ubicadas entre Málaga y Granada, vemos algunos de la primera provincia por estar mezclados con otros granadinos. Otro grupo tratado es el de los procesados por el delito contra la Ley de Abastos. Hacemos un análisis del principal juez instructor de la zona, que no fue otro que Antonio Garvayo Dinelli, para saber de su actuación sobre varios municipios de la geografía granadina.

En líneas generales se trata de analizar a los represaliados por delitos contra el Código de Justicia Militar de 1890. Delitos que eran de aplicación en el ámbito militar, pero no en lo civil, sin embargo se aplicaron.

Juan Hidalgo Cámara incluye varias tablas sobre: jueces instructores muertes en prisiones, y la principal, con todos los represaliados, con expresión del nombre, apellidos, número de la causa, fecha de inicio y sentencia, delito, condena y una última columna con varios ítems, partido político, sindicato, cargo político y comités

Otros apartados son las pequeñas historias de los hechos más reseñables de los distintos lugares, tanto de la guerra como la posguerra. En cada población suceden unos hechos que marcarán los trazos de cada uno de los procedimientos, ya verdaderos o que se postulaban a personas que tal vez no fueron responsables, a veces ni indirectamente.

En otro apartado analizamos las estadísticas de la represión en la comarca de Motril. La principal se dedica a las condenas, sin perder importancia también hay otras con incidencia en los partidos políticos, sindicatos, edades, género, profesiones, niveles culturales, cargos políticos, estado civil, etc.

Juan Hidalgo Cámara incluye varias tablas sobre: jueces instructores muertes en prisiones, y la principal, con todos los represaliados, con expresión del nombre, apellidos, número de la causa, fecha de inicio y sentencia, delito, condena y una última columna con varios ítems, partido político, sindicato, cargo político y comités.

Con referencia a los guerrilleros, en el apartado de delito, resalta el autor los hechos por los que fueron condenados

Con referencia a los guerrilleros, en el apartado de delito, resalta el autor los hechos por los que fueron condenados. En el caso de ser desconocidos sólo tendremos oportunidad de ver los hechos imputados. En todos los casos expresa el número de su procedimiento y el año en la mayoría.

En el análisis de la represión en este partido judicial, divido por municipios, comienza con la población que tenía en los censos de los años 1930 y 1940, filiación política, cargos y condenas, luego toma como hilo conductor las principales condenas a personas que o eran vecinos o que circunstancialmente pasaban por la comarca (muerte y fusilamiento, muerte conmutada y perpetua). En algunos casos se añaden otras condenas, ya porque se analiza la causa completa, o por el interés del represaliado.

“En mi primer libro dedicado a la represión en la provincia de Granada, con aproximadamente 8.000 casos para toda la provincia y unos 1.000 para la comarca de Motril, incluí una serie de historias y testimonios que vuelvo a retomar, con ciertas correcciones, ya que son fundamentales para comprender la verdadera naturaleza del horror de esta represión. Ahora estoy en disposición de ofrecer a los lectores la finalización de mis investigaciones, con un total aproximado de más de 30.000 registros de granadinos, entre procesados y procedimientos (algunos son incoados a desconocidos, muertos sin identificar o hechos a los que se dedican diligencias). En cuanto a Motril, el recuento llega a los 3.000, dos tercios más que en primera aproximación a la represión de este partido judicial”, señala Juan Hidalgo Cámara.

Este trabajo, incide Juan Hidalgo Cámara, “está basado en las investigaciones sobre motrileños que fueron represaliados en guerra y en el periodo de la guerrilla de la sierra. Todos los elementos se han conformado en una base de cálculo de Excel, con 3.022 registros, que vamos a explicar sucintamente”:

Dos de estos registros son procedimientos, uno sobre la explosión del polvorín de Motril, el otro está dedicado al incendio del monte Cázulas. No se imputan a personas, sino hechos.

Cuarenta y un procedimientos engloban a 137 desconocidos, normalmente son guerrilleros de la sierra.

Dieciocho procedimientos se dedican a 133 guerrilleros desconocidos.

Un procedimiento trata también sobre bandoleros desconocidos, en total 5.

Un procedimiento que lleva 12 personas muertas sin identificar, más otros dos identificados (después se identifican por otras fuentes).

A setenta y cinco personas represaliadas se le duplicaron los procedimientos, algo habitual: uno durante la guerra (37-39) o al principio de la dictadura, y el otro debido a la guerrilla.

A cuatro personas fueron tres los procedimientos distintos a los que tuvieron enfrentarse, con los mismos planteamientos que los anteriores.

“También recogemos testimonios de personas venidas en La Desbandá, de los cuales vamos a extractar uno, el de Josefa Galán Fernández»

El resto está conformado por 2.853 personas que fueron represaliadas, de las que 2.543 corresponden a hombres y 310 a mujeres, con nombre y apellidos.

“También recogemos testimonios de personas venidas en La Desbandá, de los cuales vamos a extractar uno, el de Josefa Galán Fernández [2]”

Fue detenida con sus dos hijas, Antonia y Josefa Mayo Galán y otra mujer que les acompañaba, Encarnación Vázquez Sánchez. Salieron por la carretera de Motril, pasaron Almuñécar y llegaron a las cercanías de Vélez Benaudalla donde fueron detenidas las cuatro, y estuvieron en prisión desde el 15 de febrero de 1937 hasta el 15 de abril del mismo año en que fueron liberadas. Lo que pasaron en ese intervalo de tiempo no lo cuentan, pero les pudo pasar de todo. Fueron encausadas las cuatro, y el juez instructor, el teniente Juan Ruiz Hórquez, tomó testimonio a Josefa Galán:

«Preguntada por qué se encontraba detenida dijo:

Que la noche del día 6 de febrero supo que por radio, el gobernador Rojo de Málaga daba orden de en esta ciudad se evacuara urgentemente, y como a la mañana siguiente, la del día 7, fecha en que se tomó Málaga, se oían muchos cañonazos, se decidió huir de la ciudad, sin saber ni de quién huían, ya que por carecer de radio ignoraba la marcha de las operaciones, que huyó entre una gran masa de gente y que lo hacía por la carretera de la costa, no haciéndolo hacia Antequera en cuya carretera vivía porque en esa parte se oía más fuerte el cañoneo, que con ella venía su yerno, su hija Josefa y Antonia y una mujer llamada Encarnación Vázquez, cuyo marido, que también las acompañaban, es hermano del yerno de la declarante se puso malo en Torre del Mar y de allí  se lo llevaron sin que haya vuelto a tener noticias de él; que ella no ha viajado nunca más que una vez que vino a Granada cuando se casó y que vino en tren.

Preguntada por qué entonces tomó la carretera de la costa para huir, si no conocía tal camino, y hacia donde se encaminaba, dijo:

Que siguió la dirección de toda la avalancha de gente que huía sin saber dónde, y que desde luego no se sabía a donde conducía tal carretera. Que habiendo visto unos moros se presentaron a ellos, puesto que si ellas huían de Málaga era solo por el pánico que en aquella ciudad había por el cañoneo y la orden del Gobernador….»

Juan Hidalgo Cámara (Almería, 1954)

Profesor de EGB, licenciado en Humanidades  y doctor en Historia Contemporánea por la Universidad de Almería. Ha sido director del CEIP Profesor Tierno Galván de Vícar y profesor del IES Maestro Padilla de Almería. Especializado en justicia militar, realizó su tesis doctoral La justicia militar en Granada. Los jueces instructores, causas y procesados en Granada de 1936-1950. Premio de la Junta de Andalucía de Investigación 2013.

Ha sido miembro del grupo de investigación «Estudios del Tiempo Presente» de la Universidad de Almería, y hoy miembro del Departamento de Historia del Instituto de Estudios Almerienses y Presidente de la AMRH” Almería y su pasado reciente.”

Ha participado en numerosos congresos y jornadas, perteneciendo al Comité de organización del Congreso Internacional Historia de la Transición. Ha participado como ponente en Congresos sobre Interculturalidad y Educación en Turquía (Isparta), Italia (Fermignano) y España (Vera).

Ponencias sobre la Guerra Civil y la represión franquista en distintos ámbitos y municipios: Escuela Julián Besteiro (Madrid), Represión en Motril, Represión en Caniles, Represión en Baza y Comarca, Represión en Vícar, Instituto Bahía de Almería: Represión en Granada. Represión en Guadix y en las III y V Semana de la Memoria: Justicia para después de una guerra y Represión y Muerte en Granada.

Comisario en la exposición La Guerra civil en Andalucía Oriental (Museo de Almería).

Publicaciones y otras intervenciones:

“Represión y muerte  en la provincia de Granada, 1936-1952”.

“600 mujeres. La represión franquista de la mujer almeriense (1939-45).

“Doña María-Ocaña (Almería) (1931-1945).

“Rioja (Almería) 1931-1945. (República, guerra civil y primer franquismo)”. “Torvizcón Memoria e historia de una villa Alpujarreña”.

Varios artículos sobre la represión en la Revista Péndulo, Papeles de Bastitania, destacando: “José Becerril Madueño, Director del Instituto Nacional de Bachillerato de Baza durante la República. La lucha por enseñar.”

Ha dirigido la Digitalización de los procedimientos sumarísimos de la provincia de Almería, Ministerio de Presidencia.

Miembro colaborador y asesor del proyecto Generaciones de Plata, científicos represaliados del franquismo en Andalucía, en la Universidad de Granada.

Promotor y asesor del documental La fosa borrada del Sur. Paralelo 37.

[1] Denominado JUTOTER (Juzgado Togado Territorial nº 23) y en el trabajo lo denomino AJTM nº 23 (Archivo Juzgado Togado Militar nº 23).

[2] Josefa Galán Fernández, 49 años, viuda, natural de Álora y vecina de Vélez Málaga, sus labores, sin instrucción. Causa 478/37, AJTM nº 23.

https://www.elindependientedegranada.es/ciudadania/represion-franquista-costa-granadina-juan-hidalgo-camara?fbclid=IwAR0w3EaBOGHF6c0Z5uv6mpu83OoNRr0qzK_BLuyv_9OLTy5iOxOQ37TdXeQ